Ir al contenido

País

Cesta

La cesta está vacía

Guía de Lavado y Cuidado

#1 ¡Lo primero es lo primero!

Antes de sumergirte en la piscina, ¡asegúrate de darte una ducha primero, tu traje de baño te lo agradecerá! Al ducharte primero, tu traje de baño absorberá agua limpia, dejando menos espacio para esos molestos productos químicos de la piscina como el cloro.

 

#2 Durante el día

Sabemos que adoras el sol, pero ¡mantente atento a la decoloración causada por el agua del mar, el cloro e incluso el sudor! Para mantener la mejor calidad de tu traje de baño, tómate un descanso de vez en cuando para enjuagarlo con una rápida y refrescante ducha.

 

#3 Arena pegajosa

Amamos la playa, y la playa ama nuestro traje de baño. Después de un día en la playa, es casi inevitable que los granos de arena se peguen a tu traje de baño. Aprieta la tela y frótala suavemente con un cepillo; es la mejor manera de deshacerte de la mayor parte de ella.

 

#4 ¡Enjuaga y seca como un profesional!

Después de cada uso, asegúrate de enjuagar tu traje de baño con agua fría y cuélgalo para que se seque en un lugar fresco y sombreado, lejos de la luz solar directa. ¡Confía en nosotros, esto es muy importante!

 

#5 Lava, ¡pero con cuidado!

Puedes lavar tu traje de baño según las instrucciones de lavado que encontrarás en la etiqueta de lavado y cuidado que está dentro de la prenda.

 

#6 Protector solar

Aplicar protector solar en las partes expuestas de tu cuerpo es muy importante, pero asegúrate de evitar el contacto con la tela, ya que puede causar manchas.

 

#7 ¡Elimina las manchas como un héroe!

¡Ups! ¿Tienes una mancha o decoloración? Lava tu prenda a 30 grados con una cucharada de Vanish, es probable que haga magia.

COMPRAR COLECCIÓN